6 recomendaciones que deben de tomar en cuenta las Pymes antes de enviar sus productos

Mantener el buen funcionamiento de una Pyme no es una tarea fácil. Regularmente, los dueños deben hacer de todo, desde supervisar las operaciones de la empresa, la producción, la comercialización, el envío, hasta asegurar una experiencia satisfactoria para sus clientes. 
De punta a punta, el comercio electrónico es un aspecto crucial tanto para las pequeñas como para las grandes empresas. Pero en especial para las pequeñas, tiene un significado extra, ya que ofrece la oportunidad de proporcionar una experiencia personalizada para retener a sus clientes.

Volumen de pedidos

El número de pedidos que una Pyme envía cada mes, juega un papel importante al buscar la mejor solución. Las Pymes que acaban de empezar a vender en línea, deben de tener una estrategia diferente a la de las grandes tiendas establecidas, como Coppel o Elektra.

Las grandes empresas pueden negociar mejores tarifas debido al alto volumen que manejan de envíos. Sin embargo, las Pymes no se quedan atrás ya que pueden beneficiarse de aliados como Envíoclick que por la cantidad de envíos que gestionan, las paqueterias les ofrece precios competitivos que son trasladados a los clientes, y así ayudarte a mejorar tu cumplimiento de pedidos en e-commerce de forma fácil y cuidando siempre la experiencia de tus clientes

Empaque 

Elegir el empaque para tu producto te da la oportunidad de proteger tus artículos, promover tu marca y ahorrar en costos de envío. Utilizar un empaque adecuado debe ser la consideración número uno cuando empacas tus productos. Así, puedes evaluar el nivel de protección que necesitan. Considera que la manera en la que empaques una playera, será muy distinta a cómo lo haces cuando se trata de un adorno de cristal. 

Protege los artículos frágiles con un relleno de aire o plástico de burbujas para brindar protección extra. Otro aspecto importante a considerar es, el peso y el tamaño de tus productos, ya que esto afecta directamente a tu elección de embalaje. Los artículos pequeños y ligeros pueden enviarse en un sobre, mientras que los grandes requieren cajas.

Dimensiones y peso del paquete

Sin duda, es más caro enviar paquetes más pesados,  a menos que optes por una tarifa plana. También debes considerar el peso dimensional de tus mercancías (DIM), el cual se refiere a que en vez de considerar el peso neto, se utiliza el peso dimensional o volumétrico del paquete, basado en su tamaño.

Las cajas grandes tienen un gran peso DIM, lo que implica altos costos de envío. Por lo tanto, elige cajas pequeñas si es posible, y asegúrate de que los productos se envíen de forma segura. Las dimensiones promedio del paquete determinan significativamente el costo total del envío y su impacto en tu presupuesto.

Rastreo

La transparencia es fundamental para construir una relación duradera y significativa con tus clientes. Una forma de construirla es a través de un rastreo transparente de tus envíos. Todas las Pymes deben tener una política de envíos claramente definida y compartirla con sus clientes. El protocolo de rastreo debe figurar en dicha política. 

Sin importar el servicio de paquetería que utilices, el rastreo es una parte integral y fundamental para cumplir con las expectativas de pedidos de e-commerce. Tus clientes esperan rastrear cada movimiento de su paquete, por lo que tu negocio debe cumplir con esa expectativa y mantener su ventaja competitiva.

Tiempos de entrega

Aunque puede parecer un pequeño placer, recibir algo por correo es emocionante, especialmente cuando se trata de un paquete que tus clientes han estado esperando ansiosamente. ¡No los dejes con la duda de cuándo llegará! Como hemos dicho antes, la transparencia es clave.

Debes darle a tu cliente toda la información sobre cuánto tiempo tardará su producto en ser producido, empacado y enviado. Cuando vayas a proporcionar una fecha de entrega estimada, añade unos días más por si se requiere. La mejor experiencia que puedes brindar es que el paquete llegue bien y a tiempo (mejor aún si llega temprano). Recuerda que si un paquete llega más tarde de lo previsto, esto puede afectar la confianza de tu cliente.

Destino

Dado que la mayoría de los clientes en línea esperan entregas rápidas y asequibles, es esencial seleccionar una opción de mensajería que ofrezca el equilibrio correcto entre costo y tiempo.

La mejor manera de bajar los costos y aumentar la velocidad de entrega es reduciendo el número de lugares por los que viaja el paquete. Por ejemplo, si estás enviando frecuentemente productos de un lado del país al otro, la subcontratación de un centro de distribución cercano a tus clientes puede ahorrarte mucho a largo plazo. En la industria, esto se conoce como trabajar con un 3PL.

Si tienes una Pyme y aún no sabes cómo gestionar de manera efectiva tus envíos, acércate a Envíoclick, quien puede convertirse en tu aliado logístico para apoyarte en estos temas.